Al Matar Tus Apegos, Le Das Vida A La Libertad Emocional.

Por Maitri Asana Das

Quiero dejarte ir. Me olvido de mis miedos y doy paso a la felicidad. Hoy es el primer dia del resto de mi vida, y voy a valorarme. Hoy camino. Ya no te espero.

Al sentir que nuestro corazón se parte en pedazos, percibimos que tan esclavos somos de nuestros apegos emocionales, solo allí nos damos cuenta de nuestra esclavitud. Esto ocurre porque sentimos dolor en alguna relación, o a algún objeto; y decir adiós, no estaba en nuestros planes.

Llega la depresión y una ola de dolor inmenso se cierne sobre nosotros impidiéndonos respirar. Esto se llama ahogo emocional y, su ingrediente primordial, se llama dependencia.

Estar preparados para el momento de decir adiós y dejar ir todo aquello que “no nos hace” es clave para empezar una vida llena de felicidad lejos de la esclavitud emocional. Pero es necesario contar con la ayuda de alguien que haga el camino más fácil, el dolor más corto y el resultado permanente.

Llega la Hora de encontrar una guía.

Para Vivir En Pareja, Primero Hay Que Vivir Solo

 Durante toda mi vida he entendido el amor como una especie de esclavitud consentida. 

Pero esto no es así: la libertad sólo existe cuando existe el amor. Quien se entrega totalmente, quien se siente libre, ama al máximo.

Y quien ama al máximo, se siente libre. Pero en el amor, cada uno de nosotros es responsable por lo que siente, y no puede culpar al otro por eso.

Nadie pierde a nadie porque nadie posee a nadie.

Y esta es la verdadera experiencia de la libertad: Tener lo más importante del mundo sin poseerlo.”

Once Minutos, de Paulo Coelho

 

Hay personas que solo conciben el amor y sus relaciones como una prisión donde todo es dependencia y apegos en una forzada zona de confort.

Quien ama en libertad, tiene la posibilidad de amar al máximo, por que quien ama en libertad asume sus propios métodos y acepta las diferencias sin querer ejercer control.

No Podemos Perder A Alguien, Porque Nadie Nos Pertenece.

Podemos tener algo sin poseerlo, podemos disfrutar de la presencia de alguien sin pretender ser su dueño. Eso es amar en estado de desapego.

 La mejor manera de ser feliz con alguien es aprendiendo a ser feliz estando solo. ¿Por qué? Porque de esa manera la compañía se convierte en elección y no en necesidad.

 Entendemos el amor de forma errónea porque la clave no es el “te necesito en mi vida” sino el “te prefiero en mi vida”. No atender a los sentimientos y necesidades de posesión nos ayudará a vivir en paz y libertad con nosotros mismos.

 Dejar de esperar, la clave de la liberación emocional

Tu verdadera libertad llega cuando empiezas a comprender quién eres y de lo que eres capaz. Es tu independencia, ese ansiado trofeo, la que obtienes cuando te desatas, te deshaces de tus cuerdas y miras hacia adelante sin necesitar a alguien que te lleve de la mano.

No poseer y que no te posean es la mejor experiencia de libertad que podemos tener. Porque sentir algo como propio siempre significa, de alguna forma, vivir al lado de la esclavitud.

 Nuestra dependencia es la que nos hace esclavos, sobre todo si es nuestra autoestima la que depende de algo o de alguien. El necesitar la alabanza, el cariño o la atención de alguien hace que dejemos de ser dueños de nuestro destino.

No son los demás los que nos dañan, sino que somos nosotros los que damos validez a sus opiniones y a sus acciones. Nadie puede hacerte daño sin el consentimiento de tu Yo interno, lugar en el que está el pilar que sostiene tu arquitectura emocional.

Así que la autoconfianza y la autoestima cuidadas son las mejores herramientas para decir adiós a los apegos insanos e innecesarios que merman nuestra vitalidad y nuestras ganas de realizarnos.


Inscribete en Nuestras Psicoterapias Individuales con Maitri Asana Das. Informate con mayor tranquilidad en el WhatsApp +573044004559


 << Aprender a Perdonar           ﴾ ∞ ﴿           Encuentros De Sanación >>